25 Pecados Muy Comunes del Museo Local

“Los museos de verdad son aquellos que saben transformar el tiempo en espacio”.
― Orhan Pamuk, The Museum of Innocence

cheselden_t36

El mundo necesita museos de toda clase y condición, tamaño y contenido, siempre que estos museos estén bien diseñados y gestionados. Nosotros reflexionamos mucho en el “museo pobre” y creemos que hay cosas que se pueden mejorar sin necesidad de encarar gastos; la falta de dinero no es excusa que justifique los errores imperdonables que normalmente se observan en los montajes museográficos. Hoy obviaremos las faltas de los museos grandes, es decir, las grandes faltas. Para comenzar a mejorar el museo, hay que tener muy claro lo que debemos hacer, que es algo evidente. Deberemos conocer a fondo los pecados que comete el museólogo, con todo el dolor de nuestro corazón, y que son los pecados capitales que acaban con el alma del museo, lo destruye. La crisis no es razón para el abandono, los problemas que se pueden resolver fácilmente surgen dentro de los propios museos. Si nos quedamos mirando embobados una vitrina de objetos llena de moscas muertas, distraídos pensando en como narices han llegado hasta allí, eso no es problema originado por la crisis, eso es un problema del museo. Si esto ocurre, el museo va mal. Y eso solo es el principio, habrá mucho más que moscas muertas. Podemos hacer una lista de los 25 pecados más comunes. Allá vamos…

1. No es admisible que el museo no informe previamente a los visitantes de que hay salas de exposición que están cerradas o en proceso de renovación.

2. No es admisible que el museo desprecie a niños y niñas sin adaptación de contenido para ellos, así como para las personas mayores, cuando estos grupos sociales forman parte de su público potencial más importante.

3. No es admisible que el museo no lleve a cabo estudios y análisis de público con regularidad – o alguna vez -.

4. El museo debe informar del sentido de la visita, el orden en el recorrido. Muchos no lo hacen.

5. Los técnicos no pueden imponer sus gustos, manías o preferencias sobre los del público.

nature-reclaiming-abandoned-places-26Fotografía: Matthias Haker

6. Es imperdonable que el museo no disponga de un servicio de documentación para el visitante.

7. Si el museo tiene una tienda, por favor atiéndanla.

8. El museo no puede intercambiar con otro sus fondos más importantes, se quedaría vacío de contenido y de interés.

9. Es un error que el visitante no pueda acceder a la biblioteca del museo, al almacén o a la sala de restauración, si las hubiere.

10. El museo no debe mostrar información interminable para cada una de sus piezas. No le interesa a nadie, solo al que las ha escrito.

nature-reclaiming-abandoned-places-7Fotografía: Marcel van Oosten

11. Las medidas de seguridad no deben afectar en absoluto a la observación del contenido por parte del visitante.

12. Los vigilantes de los museos no deben considerar a los visitantes miembros de Al Qaeda por defecto.

13. No es admisible que los museos no cambien nunca sus fondos ni su museografía. A veces la mejor museografía es cambiar los muebles de sitio.

14. Da una impresión horrible que los sistemas interactivos no funcionen y peor además si se ven rotos.

15. Los museos no deben cerrar los días festivos, son esos días los que la gente puede visitarlos.

78898c172ba77802c2a789c83be19e45_33Tx1dXn_lArchivo EVE

16. Los horarios del museo no deben reducirse si los visitantes disminuyen.

17. Negarse a introducir sistemas multimedia porque dan mucho trabajo y las bombillas son caras.

18. No es admisible que el museo no disponga de bancos, sillas o lugares donde se pueda hacer una parada para descansar sentado.

19. No se puede despreciar a los visitantes que llevan consigo a un bebé.

20. No es admisible que los únicos aseos limpios de los museos sean los que utiliza el personal.

21. No se puede comprender como hay museos que solo tienen calefacción o aire acondicionado en el despacho del director.

22. No puede ser que las actividades para los niños sean las mismas programadas para las personas mayores.

23. Es imperdonable que el museo sea inaccesible a las personas con alguna discapacidad, sea la que sea.

24. No es admisible que se nos exija silencio sepulcral en los museos. Aviso sobre todo a los museos relacionados con la religión. El respeto no se puede confundir con la necesidad de comunicación entre personas que no gritan.

1156449104302_yzW3EIh3_lImagen: Fffffound

25. Una buena tienda de museo no convierte al museo en bueno.

Hay más, pero no os queremos aburrir. Todo esto que señalamos aquí nada tiene que ver con la falta o no de dinero, solo de la ausencia de buena voluntad y amor por a lo que nos dedicamos. Debemos recibir a los visitantes con una sonrisa, no con gruñidos. Arreglar estos desaguisados no es tan complejo, solo hay que querer hacerlo. Lo importante, señores responsables de los museos, es que sepan que el museo es motor de generación de conocimiento, no de sustos.

nature-reclaiming-abandoned-places-1Fotografía: Andy Brii

Foto principal y redes sociales: fachada en el puerto de Stavanger – Noruega / Archivo EVE

BIBLIOGRAFÍA:

MARTÍNEZ GIL, T y SANTACANA MESTRE, J.
La cultura museística en tiempos difíciles
Editorial TREA, Gijón (2013).

8 Respuestas a “25 Pecados Muy Comunes del Museo Local

  1. Pingback: 25 Pecados Muy Comunes del Museo Local | lucyovilla's Blog·

  2. Una vez más dais en el clavo. ¡Cuántas veces nos hemos peleado con clientes y (lo peor) asesores del cliente por cosas como estas! Lamentablemente, no siempre gana el sentido común.

Tus comentarios son muy importantes para nosotros