Agendas Mundi LXXVI – Museos de Pekín

Pekín (Beijing), una efervescente metrópoli con una horrorosa atmósfera irrespirable que convierte a la ciudad en una sombra borrosa y gris. Pekín, con sus más de 22 millones de habitantes, es una auténtica ciudadela china antigua. Su arquitectura refleja una vertiginosa transformación con la fiebre china de tocar el cielo contaminado, desde la época de los mongoles a la actualidad, desde los descuidados hútòngs (callejones) a los refugios para bombas excavados durante la década de 1970 y las llamativas creaciones de los arquitectos contemporáneos. Es precisamente la majestuosidad imperial de Pekín lo que más impresiona, y la ciudad tiene mucha más sustancia que otras capitales dinásticas chinas, como Nanjīng o Kāifēng. Solo hay que explorar un poco para ahondar en su historia. Sus habitantes hablan en běijīnghua –el mandarín estándar, de referencia– y se maravillan de su suerte por ocupar el centro del mundo conocido. Y pese a su entusiasmo, Pekín renuncia al ritmo frenético de Shanghái o Hong Kong, y los lugareños encuentran tiempo para sentarse, jugar al ajedrez, usar esa uña larga, muy larga que los hombres se dejan crecer en el meñique (mejor no mirar que hacen con ella), y ver la vida pasar en cuclillas sin que se les duerma las piernas. El tráfico de la ciudad (y de todo el país) no es apto para personas con problemas de corazón.

Situada en la periferia de la antigua civilización china, Pekín se convirtió en el baluarte de las potencias extranjeras que ocuparon China del Norte entre los siglos X y XII. La Dinastía Liao estableció aquí su capital meridional, la más acreditada de las cinco del reino. La Dinastía Jin, la siguiente dinastía “bárbara” emprendió un amplio proyecto urbanístico a imagen de la capital de los Song septentrionales, Kaifeng. En 1215 los mongoles arrasaron la ciudad, pero 50 años después Kublai Kan decidió edificar en ella la nueva capital. Vamos a comenzar nuestra visita a los museos del continente rojo comenzando por su capital dónde hay mucho, pero no todo bueno ni mucho menos. Como siempre, vamos a seleccionar los 10 museos más destacables de la totalidad desde nuestro humilde punto de vista.

1. Museo del Palacio de la Ciudad Prohibida

The Forbidden City,Beijing,China

Las colecciones del Museo del Palacio de la Ciudad Prohibida – uno de los lugares más impresionantes del mundo – se basan en la colección imperial Qing. De acuerdo con los resultados de una auditoría de 1925, la Ciudad Prohibida almacenaba 1,17 millones de objetos. Además, las bibliotecas imperiales albergaban una de las mayores colecciones de libros antiguos y documentos varios de todo el país, incluidos papeles de los gobiernos de las dinastías Ming y Qing. Desde 1933 la amenaza de la invasión japonesa obligó a la evacuación de las partes más importantes de la colección del Museo. Tras el final de la Segunda Guerra Mundial esta colección fue devuelta a Nankín, pero con la victoria de los comunistas en la posterior Guerra Civil China, el gobierno nacionalista decidió enviar una selección de esta colección a Taiwán. De las 13.427 cajas de objetos evacuadas, 2.972 se encuentran en la actualidad en el Museo Nacional del Palacio en Taipéi. Casi diez mil cajas fueron devueltas a Pekín, pero 2.221 continúan hoy almacenadas bajo cargo del Museo de Nankín. Después de 1949 el Museo llevó a cabo una nueva auditoría, así como una búsqueda exhaustiva en la Ciudad Prohibida, descubriendo un número importante de objetos. Además, el gobierno tomó piezas de otros museos de todo el país para reponer la colección del Museo Nacional del Palacio, que también compró algunas y recibió donaciones privadas. En la actualidad el Museo del Palacio tiene más de un millón de obras de arte únicas y de incalculable valor en su colección permanente, entre las que se incluyen pinturas, cerámicas, inscripciones, objetos de bronce, documentos de la corte, etcétera. De acuerdo con un inventario de la colección realizado entre los años 2004 y 2010, el Museo del Palacio tiene un total de 1.807.558 objetos, de los que 1.684.490 son piezas designadas como «reliquias culturales valiosas» protegidas a nivel nacional. El Museo del Palacio tiene una de las mayores colecciones de relojes mecánicos de los siglos XVIII y XIX existentes en el mundo, con más de mil piezas, tanto chinas como realizadas en el extranjero. Los relojes chinos fueron realizadas en los talleres del propio palacio, en Cantón o en Suzhou, mientras que los foráneos provienen del Reino Unido, Francia, Estados Unidos, Suiza o Japón, aunque la mayoría son británicos.

2. Museo de Arte Contemporáneo de Pekín (MOCA)

The-Museum-of-Contemporary-Art-Beijing-MOCA-598x448

Fundada en mayo de 2007 por el artista de renombre internacional Qin Feng, el Museo de Arte Contemporáneo, Pekín (Beijing MOCA) promueve la apreciación del arte contemporáneo por los locales, tanto arte moderno chino como internacional, y así crear un diálogo entre Oriente y Occidente. A través de exposiciones (tres veces al año), los programas de educación, becas e iniciativas académicas, y las relaciones de colaboración con otros museos, Beijing MOCA quiere superar las brechas entre lo conceptual, la académica y la artística. Situado en las afueras del extrarradio de Pekín, concretamente en Daxing, el Museo de Arte Contemporáneo de Pekín (MOCA) es una organización que promociona en arte moderno local sin fines de lucro con exposición permanente. La obra de los artistas locales está recogida en un edificio de estilo característicamente moderno, que consta de tres plantas. Los pisos superiores presentan principalmente las obras de escultura; la planta intermedia se encuentran a 10 metros de altura, y cuentan con una nueva sala de exposiciones multimedia, que presentan diversos tipos de fabulosas obras de arte moderno de nuevos artistas jóvenes.

3. Museo de la Capital

Capital_Museum_in_Beijing

Posiblemente el más impresionante de la ciudad por su contenido majestuoso. Contiene más de 200.000 reliquias culturales en su colección. Sólo una pequeña fracción de la colección se exhibe, y un porcentaje importante de la colección de arte del museo comprende artefactos desenterrados en Beijing. El Museo de la Capital se estableció en 1981 con una colección de unos 83.000 objetos. Aunque el museo palidece en comparación con los visitantes recibidos en otros grandes museos de arte en Beijing, como el Museo del Palacio en la Ciudad Prohibida, el Museo Nacional de China, y el Museo de Arte de China; lo ha hecho desde entonces se convirtió en una de las principales instituciones culturales de la ciudad, con los primeros cinco meses de 2007 recibieron más de 166.000 visitantes. El enorme techo del actual edificio del Museo de la Capital y el gradiente en la plaza de acceso está influenciado por el diseño de la arquitectura china antigua, y la pared exterior de piedra pretende simbolizar la imaginería de las murallas de la ciudad y torres de la antigua China. Un pedazo de Danbi (una piedra maciza tallada con imágenes de dragón, phoenix e imperial artefactos) está incrustado en el suelo delante de la puerta norte del museo, mientras que un arco decorativo de las dinastías Ming abre el hall de entrada al museo en el que se muestra la función “eje central” que se ve comúnmente en la arquitectura china. La Sala de Exposiciones de Bronce, que tiene forma ovalada, también simboliza el descubrimiento de antiguas reliquias por su diseño inclinado en el que se extiende desde el suelo hasta el exterior del museo.

4. Museo de Ciencias y Tecnología

16558068

El museo presenta al visitante dos exposiciones permanentes y varias temporales. este moderno museo se abrió al público en septiembre de 1988. Como museo nacional de ciencia y tecnología, además es una importante institución de la educación científica popular en China, cuya tarea principal es difundir el conocimiento de la ciencia y la tecnología entre el público nacional, y ayudar a aumentar la la alfabetización científica y cultural de todos los ciudadanos chinos. Las actividades dedeo museo incluyen exposiciones de divulgación científica, proyección de películas  en el teatro Astro-visión, programas de educación de formación en la ciencia y la tecnología y programas de exposiciones basadas en experimentos. El museo tiene una superficie total de 40.000 metros cuadrados, de los cuales 16.000 metros cuadrados están dedicados a las salas de exposiciones.

5. Museo del Diseño

01-front-perspective

Una nueva y original estructura aparece en la escena artística de Beijing, el Museo del Diseño de Beijing se encuentra en el distrito universitario de Hai Dian, atendiendo así a la multitud de estudiantes de la institución académica local. De hecho, se podría decir que este es uno de los espacios “a la page” de la ciudad, exponiendo al público una enorme colección de carteles de cine del siglo XX y otras obras especiales como la colección de fotografías deformadas con el uso de aceites, y los proyectos interactivos de técnica mixta. Definitivamente vale la pena una visita, ya que siempre hay algo interesante y diferente, así también nos podemos informar de los cambios de las tendencias artísticas, en ocasiones un tanto extrañas para el gusto occidental, que están ocurriendo en China.

6. Museo Nacional de Historia

141267-004-C359DF67

El museo fue creado en 2003 por la fusión de los dos museos separados que había ocupado el mismo edificio desde 1959: el Museo de la Revolución China en el ala norte (que fue en su día la oficina de administración del Museo Nacional de la Revolución fundada en 1950 para preservar el legado de la revolución de 1949) y el Museo Nacional de Historia China en el ala sur (con orígenes tanto en el Museo de Historia Nacional de Beijing, fundado en 1949, y la oficina preliminar del Museo Nacional de Historia, fundado en 1912, con la tarea de salvaguardar mayor legado histórico de China). El edificio fue terminado en 1959 concediéndole el estatus de ser uno de los Diez Grandes Edificios, celebrando así el décimo aniversario de la fundación de la República Popular de China. Complementa el Gran Palacio del Pueblo el edificio trasero al palacio que fue construido al mismo tiempo. La estructura se asienta sobre 6,5 hectáreas y tiene una longitud frontal de 313 metros, una altura de cuatro pisos de un total de 40 metros, y una anchura de 149 metros. El frontal muestra once pilares cuadrados en su centro. Un gran espacio interior blanquecino con un techo muy alto iluminado por muchas ventanas de su izquierda se extiende hacia el interior con gente caminando por dentro siempre. A la izquierda de la entrada, se puede visitar una gran maqueta de madera oscura de una pagoda de tres niveles, con vestíbulo que da a la ronda del palacio, frente al modelo del Templo del Cielo a escala. En 2014, después de cuatro años de renovación, el museo reabrió sus puertas el 17 de marzo de 2011, con 28 nuevas salas de exposiciones , más del triple del espacio expositivo anterior, y de la apertura de instalaciones dedicada a exposiciones de arte y almacenamiento. Tiene una superficie total de cerca de 200.000 m2. Las reformas que ahora se ven fueron diseñadas por la firma alemana Gerkan, Marg and Partners.

7. Museo de la Antigua Arquitectura China (no dispone de website)

Forbidden_City_Beijing_Shenwumen_Gate

Este edificio que allí se conoce como altar – al oeste del Templo del Cielo – fue el escenario de ceremonias imperiales solemnes y ofrendas sacrificiales. Ubicado dentro de lo que se llama el Salón de Júpiter  – el más magnífico salón que se conserva en el edificio – es ahora el excelente Museo de Arquitectura Antigua de Pekín, que con el recorrido de sus exposiciones nos narra y explica el uso de los elementos de las técnicas de construcción tradicionales chinas. La evolución de la ciudad a lo largo de los siglos se puede observar en cualquier mapa anterior a 1949 que se muestra y se puede calibrar la escala masiva del altar, que fue construido en 1420. Hoy en día, muchas de las estructuras originales del altar sobreviven y conforman un ambiente tranquilo y en realidad poco visitado. El museo ofrece la oportunidad de poner al día su dǒugǒng (entre paréntesis) y sǔnmǎo (articulaciones), visitar la barrios de casas con patio de Pekín, y echar un vistazo a los modelos detallados de salas y pagodas del templo más sobresalientes de todo el país. Hay una gran maqueta de la antigua ciudad amurallada y subtítulos en inglés en todo lugar. Los miércoles los primeros 200 visitantes consiguen entrada gratuita. Si no queréis pagar entrada se recomienda levantarse antes que los gallos chinos.

8. Museo de Historia Natural

foto1

El Museo de Historia Natural de Beijing en el distrito de Dongcheng, siendo el museo más popular de historia natural en toda China – y hay unos cuantos – . El museo se fundó en 1951 con el nombre de Museo Nacional Centro de Historia Natural, y su nombre se cambió posteriormente por el de Museo de Historia Natural de Beijing, en 1962. El BMNH es el primer museo de historia natural de gran escala creado en China. El BMNH dispone de un espacio total de 24.000 metros cuadrados, de los cuales 8.000 metros cuadrados están disponibles para las exposiciones con más de 200.000 mil ejemplares. El área de exposición principal ese encuentra en el Edificio Tian Jiabing. Las colecciones de la exposición incluyen muestras de paleontología, ornitología, mamíferos e invertebrados, e incluyen una importante colección de fósiles de dinosaurios y esqueletos montados. El BMNH también participa en la investigación científica significativa en estas áreas en sus instalaciones de laboratorios de investigación, biblioteca y archivos históricos. Siempre está lleno hasta los topes de visitantes, sobre todo de colegios.

9. Museo Nacional de Bellas Artes CAFA

CAFA_Art_Museum_kentriki

El nuevo Museo Nacional de China de Bellas Artes, situado en la Avenida Wusi del distrito de Dongcheng de Beijing, es un museo de arte clave a nivel nacional. Se centra en la exposición, la recolección y la investigación de las obras de artistas modernos y contemporáneos. El museo antiguo, que data de 1962, ahora en deshuso por la habilitación de las exposiciones en la nueva y vanguardista construcción que podéis ver en la foto, fue una de las principales y más significativas de arquitectura histórica china moderna, construidas en los primeros diez años después de la fundación de la República Popular de China y la mayor galería de bellas artes en China. El museo actual tiene una superficie de más de 30.000 metros cuadrados con un área de construcción de 17.051 metros cuadrados, de los cuales 6.000 metros cuadrados son para salas de exposiciones.

10. Museo Nacional del Cine Chino

2995439315

El CNFM, es el museo más grande del mundo relacionado con el cine y sus profesionales en el mundo. Inaugurado en el 2007, en un edificio de arquitectura de vanguardia al gusto chino, el CNFM está diseñado para mostrar al mundo la historia de los 100 años del cine chino. También se utiliza para albergar exposiciones tecnológicas y proyecciones de películas chinas y celebrar festivales cinematográficos. El museo cuenta con 20 salas de exposición permanente. Además, hay salas multifuncionales para exposiciones y reuniones, así como diferentes espacios que alojan exposiciones temporales. El museo también contiene un área de exposición en el cuarto piso y último piso.

La semana que viene vamos a viajar a Shanghai, una de las ciudades más fascinantes del mundo. El criterio de orden de visita de los museos de China va a ser por ciudades, de mayor a menor y no todas para evitar eternizarnos en un solo país. Nos queda aun mucho mundo por ver y museos que visitar; por lo que hacerlo así será la opción más racional entonces para nosotros. Si hay alguien que no esté de acuerdo con este recorrido que lo diga, le escucharemos y luego nosotros haremos… Os deseamos un feliz fin de semana.

BIBLIOGRAFÍA:

BLASCO IBAÑEZ, V.
China
Editorial Gadir, 2011.
Resumen del libro: Blasco Ibáñez, uno de los grandes novelistas españoles de comienzos del siglo XX, se consideraba, antes que literato, un hombre de acción. Viajó extensamente, y a los 56 años emprendió un periplo que daría lugar a su obra “La vuelta al mundo de un novelista”. Con su maestría de novelista, Blasco Ibáñez traza aquí un retrato inigualable de la China tradicional y de la China que él vio.

LAIMA, Y.
China
Editorial Lunwerg, 2008.
Resumen del libro: Durante más de veinte años China ha sido la gran pasión de Yann Layman, desde que llegó por primera vez al país a la edad de dieciséis años. Armado con una cámara de fotos, ha aprendido que fotografiar en China es escribir con las luces, captar las sombras y hacer surgir el estallido de la luz. Layman da prioridad a la propia experiencia, manteniéndose alejado voluntariamente de los relatos escritos sobre el país, tanto occidentales como chinos, para que su mirada pueda ser libre. Esta obra, ahora en un formato y precio sorprendentes, nos permitirá conocer un país inmenso, tanto por sus diversas realidades como por la visión de la vida y del mundo de cada una de ellas, tan diferentes a las nuestras, y al mismo tiempo tan poderosas.

ROBERT, J. N.
De Roma a China: la ruta de la seda en la época de los césares
Editorial Stella Maris, 2015.
Resumen del libro: Después de un viaje agotador y peligroso, los ciudadanos romanos llegaron a China en el año 166 dC, y fueron recibidos por el emperador Han en la capital, Chang-an, cerca de la Xián moderna.Era el final de un viaje extraordinario en el que, de Alejandría a la India a través de la bahía de Bengala para la península de Malaca y las costas de Annam, tuvieron que hacer frente a todos los peligros para llegar hasta una China de fabulosas riquezas. Jean-Noel Robert no solo nos comparte con una potencia narrativa excepcional la evocación, de esta extraordinaria aventura. También nos muestra la imagen de China en la época de la Roma imperial, ¿cuales fueron los puntos de encuentro, de sus influencias mutuas, de las culturas romana y china. Esta es una sorpren-dente pagina de la historia que, sin embargo, ha permanecido oculta hasta ahora.Este libro se ha traducido en mas de una treintena de países, incluyendo China, Japón y Corea.

 

 

 

 

4 Respuestas a “Agendas Mundi LXXVI – Museos de Pekín

Tus comentarios son muy importantes para nosotros

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.