Colosos del Océano

untitled En estos días en los que el mar comienza a mostrar sus colmillos; cuando en estas queridas costas nuestras el mar / la mar, comienza a dar muestras de su poder y es mejor mantenerse en la distancia por precaución. Cuando observamos la fuerza desatada de la naturaleza, recordamos la admiración, casi devoción, que sentimos por el trabajo del fotógrafo francés Philip Plisson – http://www.plisson.com/ -. Plisson es uno de los fotógrafos de este mundo que han captado, mostrando al resto de los mortales, lo que es la salvaje furia del océano. Son imágenes bellísimas, fundamentalmente de los faros de las islas y costas del Finisterre bretón, uno de los lugares del mundo donde se puede ser testigo de la lucha feroz que en ocasiones se desata entre el océano y la obra del hombre.

Coup de vent du 30 mars 2010 Los faros son los colosos que desafían el poder del océano

Como os contamos, la costa del Finisterre francés, en la costa occidental de Bretaña, es el lugar donde se concentra el mayor número de faros que han protagonizado las estampas más bellas del poder del mar. Faros como Kereón, Armen, Créach, La Jument, Pierres Noires, etc., son los actores principales en uno de los escenarios más peligrosos del mundo para los marinos. Pero no son los únicos. La belleza de estas construcciones altas y desafiantes se extiende por todo el mundo. Muchos de ellos están inutilizados, sin fareros que son también nuestros héroes anónimos. Algunos de estos hombres han sobrevivido por puro milagro a la fuerza devastadora del mar, sobre todo aquellos que habitan los faros que se encuentran alejados de la tierra, solitarios en mitad de la nada. Desgraciadamente, la tecnología está haciendo desaparecer uno de los oficios más románticos que existen y que han inspirado innumerables historias y aventuras.

PH1401_BRETAGNE_FINISTERE Los faros de Bretaña son los más famosos del mundo

Tuvimos ocasión de construir un museo dentro de un faro hace unos años, concretamente en el faro de Cabo Peñas (Asturias), uno de los lugares que, como en el Finisterre bretón, se puede observar, desde la altura de los enormes acantilados, la magnífica fuerza del mar. – http://www.ayto-gozon.org/sitios-de-interes/medio-marino-de-penas/centro-de-interpretacion/ -. Fue a partir del trabajo en este proyecto cuando nos enamoramos de los faros. Han sido muchos los que hemos tenido posibilidad de visitar, el interés por contemplarlos desde muy cerca nos ha llevado por todo el mundo. Desde el faro del Cabo de Buena Esperanza, pasando por las costas de Oregón y también los españoles, que son muchos.

torre-de-hercules El faro de A Coruña (Finisterre español), es la Torre de Hércules, Patrimonio de la Humanidad y el faro más antiguo del mundo (siglo I A. de C.)

Podemos clasificar estros colosos de muchas maneras. Desde el faro más alto del mundo como el de Íle Vierge (85 metros) en Bretaña; el considerado más bello, aunque en esta clasificación hay opiniones variadas nosotros opinamos que es Armen (Bretaña), seguido muy de cerca por el faro Aniva de Sakhalin, Russia. Existen otros muy curiosos atendiendo a su estructura, construcción, emplazamiento… Uno de ellos sin duda es el faro de Chesapeake Bay (EE.UU.), que en realidad es un museo marítimo – http://www.cbmm.org/visit.htm -. En las costas nortesmericanas, principalmente en los estados de Oregón y en los de la costa noreste (Nueva Inglaterra y Maine) es donde existe una mayor concentración de faros que son una auténtica belleza por sus emplazamientos y arquitectura – http://www.americasbestonline.com/lighthouse.htm-.

Chesapeake_Bay_Maritime_Museum Además de ser un museo marítimo bonito y muy curioso, a 50 metros de su base se comen los mejores pasteles de cangrejo del mundo

Si os gusta todo lo relacionado con el mar y, volviendo con nuestro amigo Plisson, su libro “El Mar” (editorial Lundwerg), será imprescindible en vuestra biblioteca personal.

9788497855679_g Creemos que las fotografías más bellas del mar son obra de Philip Plisson

Una respuesta a “Colosos del Océano

  1. Hola,bellísima entrada,especialmente para los amantes de la fotografía.Es cierto que los faros llevan , en sí, asociado algo de leyenda ,como de otra época.Totalmente de acuerdo en lo que decís en cuanto a su triste y paulatina desaparición .Todos los rincones del mundo ,que llevan asociada la presencia de faros ,resultan mágicos,especiales.En España no es reducido el número de los que podemos encontrar,quizás algunos no muy conocidos pero de enorme belleza,gracias por recordárnoslos.Enhorabuena por esta estupenda página.Un abrazo,Nacho.

Tus comentarios son muy importantes para nosotros